Cómo funcionarán los colectivos durante el feriado provincial| Abrir nota completa...
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarioelzondasj.com.ar/a/295275
Industria automotriz

E-4ORCE, el novedoso sistema eléctrico de tracción de Nissan

El e-4ORCE es el avanzado sistema de tracción total de dos motores de Nissan, diseñado para sistemas de propulsión electrificados y totalmente eléctricos.

En línea con el compromiso de ofrecer tecnologías innovadoras y que mejoren la experiencia de conducción, Nissan desarrolló el sistema e-4ORCE, que es la tecnología de tracción integral electrificada exclusiva de Nissan. e-4ORCE ofrece una conducción suave, controlada y una sensación de manejo superior, seguridad en todas las superficies y comodidad para los pasajeros.

En lo que respecta al nombre, la "e" representa la gestión de motor 100% eléctrica. 
En tanto, 4ORCE se refiere a la potencia del vehículo y el control en las cuatro ruedas. 

Así, como el mismo nombre lo indica, e-4ORCE es un sistema destinado solo a coches eléctricos y gestiona las cuatro ruedas del coche gracias a un tren motriz con dos motores eléctricos.

Esta tecnología mejora aspectos como la aceleración, la frenada, la dirección, el paso por curva o la estabilidad y además incluirá por primera vez una tracción integral en modelos eléctricos de la casa, que hasta ahora han tenido que conformarse principalmente con una tracción delantera.

Asimismo, se basa en tres áreas principales: control del motor eléctrico, control 4WD y control del chasis. 

Ha sido probado en condiciones extremas en todo el mundo y ha demostrado su capacidad para mejorar el rendimiento y la seguridad en cualquier tipo de situación.

De este modo, una vez que el sistema está activado, los conductores siguen la línea de la curva prevista con una mínima corrección de la dirección. 

Eso permite sentir la potencia del vehículo eléctrico y disfrutar la experiencia de manejo electrificada.

La tecnología e-4ORCE proporciona control de chasis equilibrado continuo, trazado de línea y precisión de dirección para anticipar el comportamiento del conductor y compensar respuestas comunes como el subviraje, manteniendo la cabina nivelada para una experiencia más placentera en el automóvil.

El par se reparte hacia adelante y hacia atrás para maximizar el agarre de los neumáticos según las condiciones de la superficie del terreno y la situación del vehículo, mientras que el frenado se controla individualmente para cada una de las cuatro ruedas.

Gracias a este control preciso del sistema de dos motores y las capacidades de vectorización del par de frenado, el vehículo mantiene el rumbo correcto ya sea que el camino esté mojado, resbaladizo, o cubierto de nieve.

Finalmente, una de las claves es la distribución equilibrada de la potencia del sistema de motor doble, que se puede ajustar en 1/10000 de segundo, lo que lo hace considerablemente más rápido que los sistemas convencionales de tracción total.

Últimas noticias

Ver más noticias