38 °C San Juan
Lunes 28 de Noviembre, 2022
Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.diarioelzondasj.com.ar/a/282085
En Uruguay

Un enjambre de abejas ataca a 32 personas y 8 niños debieron ser hospitalizados

Ocurrió en la ciudad de Melo, a 50 kilómetros de la frontera con Brasil; muchas personas abandonaron sus vehículos ante el ataque de los insectos. 

Un enjambre de abejas dejó a 32 personas hospitalizadas, entre ellas ocho niños.

Como si fuera una película, pero llevada a la vida real, un enjambre de abejas atacó a decenas de personas y varias tuvieron que ser hospitalizadas.

El hecho ocurrió cerca del mediodía de este último sábado en la tranquila ciudad de Melo, en Uruguay. En la céntrica Plaza Constitución, el ataque de un enjambre de abejas dejó a 32 personas hospitalizadas, entre ellas ocho niños, según el diario El Observador. Además, dos afectados debieron ser trasladados de urgencia a un centro médico de la zona, reportó La Voz de Melo.

El subjefe de la policía del departamento de Cerro Largo, Fernando Pedrozo, contó que los agentes quedaron bloqueados en la comisaría. "Parece mentira, pero tuvimos un ataque de un enjambre acá en la esquina de la jefatura. Quedamos sitiados nosotros también", comentó.

Cómo fue el ataque de un enjambre de abejas que dejó a 32 personas hospitalizadas en Uruguay

El episodio ocurrió entre las 12:30 y las 13:00 locales en la Plaza Constitución de Melo, capital del departamento de Cerro Largo. Se trata de un paseo público muy concurrido del lugar.

"Enfrente de la plaza, justamente hay una feria del libro y la gente salió corriendo desesperada por todos lados", dijo Pedrozo. Según el periódico, un total de 32 personas fueron hospitalizadas, entre ellas, ocho niños.

En medio de las corridas, personal de la intendencia llegó al lugar para contener la situación. Rápidamente, arribaron bomberos y tres apicultores.

El ataque fue tan vehemente que las autoridades tuvieron que cerrar una zona de cuatro cuadras para evitar que más gente se acercara y fuera picada. Los apicultores finalmente colocaron un producto para ahuyentar a las abejas.

Sin embargo, Pedrozo reconoció que la preocupación sigue latente porque "hay dos lugares más que están con la misma problemática" en la ciudad.