Un adolescente de 16 años murió trágicamente y en forma instantánea al ser literalmente aplastado por dos camiones en un campo ubicado sobre la ruta provincial 2, entre las localidades de Ana Zumarán y Alto Alegre, poco después de las 3 de la tarde de ayer.

La víctima fatal fue identificada por la Policía como Santiago Gómez, domiciliado en Perú y Salto Grande, en barrio Las Playas de Villa María, quien había acudido en auxilio de otro compañero de trabajo, cuyo camión había sufrido un desperfecto mecánico en el ingreso al campo perteneciente a Juan José Perín.
De acuerdo con la información a la que pudo acceder El Diario, el luctuoso accidente se produjo sobre un camino de tierra y a unos mil metros de la carpeta asfáltica, a la altura del kilómetro 118 de la mencionada ruta provincial.
Alrededor de una hora antes, un viejo Chevrolet de color blanco, perteneciente a la firma “Juan Ruiz – Transporte de Forraje”, con caja para picado fino, que era conducido por Rodrigo Maciel (18), radicado en calle pública sin número de Alto Alegre, tuvo un inconveniente en el sistema eléctrico y dejó de funcionar.
Maciel pidió colaboración a otros compañeros de trabajo, por lo que pasadas las 15 arribó al lugar otro viejo Ford 700 de color rojo, conducido por Diego Milca (37), domiciliado en Aconcagua 2228 de Villa María, quien era acompañado por Gómez.
Como el Ford carecía de enganche en la parte de atrás, en un primer momento Milca intentó empujar al Chevrolet para hacerlo arrancar, pero el estado de los paragolpes le impidió lograr su cometido.