La causa fue judicializada, después de la denuncia realizada por los médicos que atendieron al menor. La causa se encuentra en plena etapa investigativa y está a cargo del titular del Tercer Juzgado de Instrucción.

Mientras que, la madre de un menor sigue sosteniendo que su pequeño hijo de apenas cuatro años había sufrido una caída casual en el baño de su casa, los golpes y hematomas habrían demostrado otra cosa, por ello es que las autoridades del hospital y la de la Dirección de Niñez, Adolescencia y Familia habría judicializada la situación para que se investigue, dijeron las fuentes.
La novedad, en el Hospital se conoció alrededor de las 4.00 de la mañana del lunes cuando una mujer llegó hasta el Hospital de Niños con un pequeño de cuatro años con varios golpes y hematomas que parecían más a una agresión que por una caída casual, señalaron las fuentes. Esto llamó la atención a los pediatras que atendieron al pequeño y fundamentalmente por los dichos contradictorios de la mujer, lo que hizo sospechar a las autoridades sobre un presunto maltrato infantil. Como consecuencia, dieron aviso a las autoridades y la Justicia intervino en el caso.
Según fuentes policiales, el presunto maltrato se habría realizado pasadas las 13.00 del lunes, cuando el niño cuales iniciales son T.M.C (es para proteger la identidad del menor), habría arribado al hospìtal en una ambulancia. La criatura habría ingresado inconsciente, relatando que el chico se había caído en el baño durante la mañana, en su vivienda de la Villa Juan Pablo II, en el departamento Chimbas). Y que, recién al mediodía, cuando ella regresó al hogar, notó que no reaccionaba. Como consecuencia, pidió asistencia.
Su relató llamó la atención de las autoridades, que pidieron la intervención de la Justicia. Mientras el niño fue internado en Terapia Intensiva en estado de gravedad, el Tercer Juzgado de Instrucción investiga el caso para determinar qué sucedió en realidad.