Se sacó la pulsera electrónica para ingresar a San Juan

BRIGADA DE INVESTIGACIONES SUR

0
80

El delincuente detenido por los brigadistas estaba prófugo de Mendoza. Durante el allanamiento secuestraron plantines de marihuana y detuvieron a otro sujeto.


Una minuciosa tarea investigativa realizada por el personal policial de la Brigada de Investigaciones Sur, dio sus frutos en la mañana de este miércoles. Detuvieron a un joven procedente de Mendoza que era requerido por la Justicia de aquella provincia y además, durante el procedimiento que realizaron secuestraron plantas y cogollos de cannabis sativa.
Fuentes policiales informaron que por orden de la Justicia, los brigadistas, al mando del Crio. Adrián Servant y acompañados del veedor judicial Marcos Herrera, irrumpieron bien temprano, en la casa 6 de la manzana C del barrio Nuevo Cuyo, ubicado en La Bebida, departamento Rivadavia.

Allí, encontraron y detuvieron a Marco Antonio Aveiro Ortega, de 23 años, quien estaba cumpliendo una condena por el delito de encubrimiento agravado con arresto domiciliario en el barrio Olivares en la provincia de Mendoza.

De acuerdo a la pesquisa, este delincuente, que estaba a disposición del juzgado de Ejecución Nº1, violó aquella medida judicial y se trasladó a San Juan. El sujeto debía cumplir una pena de 3 años y para ello le habían colocado una pulsera electrónica la cual se habría sacado al ingresar a la provincia.

Los investigadores en el allanamiento hallaron algunas plantas de marihuana, un frasco con cogollos, y algo de dinero.

Por el hallazgo de la hierba ilegal, otro sujeto fue apresado. Este fue identificado con el apellido Flores, quien quedó a disposición del Juzgado Federal Nº 2, Secretaría Penal Nº 4 por infringir la Ley de estupefacientes.