El hecho ocurrió este domingo en una vivienda de la Villa Hipódromo. La víctima tenía 22 años. Ninguna hipótesis se descarta pero presumen que se trató de un hecho accidental.

Este domingo alrededor del mediodía, se produjo la muerte de un chica de apenas 22 años, en una casa de la Villa Hipódromo, en el departamento Rawson.
La víctima habría manipulado el arma reglamentaria de su novio un efectivo de la Policía de San Juan y se disparó. Su deceso fue prácticamente en el acto.
De acuerdo al relato de fuentes policiales, tras el lamentable suceso, arribaron al lugar los efectivos de la Subcomisaría Villa Hipódromo, de la Sección Homicidios y de la División Policía Científica para investigar el caso.

Las fuentes policiales consultadas por Diario El Zonda, identificaron a la fallecida como Celeste del Valle Luna (22).
Señalaron que cerca de las 12, Luna y su novio, identificado como Matías Daniel Mallea, un joven efectivo que cumple sus funciones en la Seccional 34 de Rivadavia, estaban en el dormitorio, dado que ella había pasado la noche en esa casa, donde vive la familia de Mallea.

De pronto, la chica habría manipulado la pistola, que se cree que estuvo cargada, y accidentalmente se disparó en la cabeza, comentaron, al tiempo que aclararon que por ahora esa sería la primera información que se conoció. Las circunstancias que rodearon a esta muerte, son investigadas todavía, dado que la pareja estaba sola en la habitación, destacaron.

En el interior de la vivienda se vivieron momentos muy dramáticos, pues el agente Mallea, entró en un gran estado de crisis nerviosa lo que llevó a que sea medicado.
En la Policía apenas se conocerse este lamentable hecho, se activó el protocolo de los peritos de Criminalística que arribaron a la escena para colectar distintas pruebas que serán parte de la pesquisa. Entre ellas, el arma del policía.

Las fuentes afirmaron que a Mallea le realizaron el dermostest que habría dado negativo lo que reafirmaría que todo se trató de un accidente, pero hasta que no concluya la investigación no puede descartarse ninguna hipótesis. Mallea quedó alojado los calabozos de la Central de Policía hasta que el juez lo cite a declarar.