Sánchez defiende recuperación “inclusiva” en el reparto de fondos

POSTPANDEMIA

93

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, abogó ante los líderes regionales de España por una recuperación “inclusiva”, al inaugurar una conferencia política marcada por el reparto de los fondos europeos para afrontar la crisis del coronavirus en coincidencia con la constatación de un desplome histórico de la economía.
“No podemos dejar a nadie atrás, ni a las personas ni a los territorios”, dijo Sánchez desde San Millan de la Cogolla, La Rioja, donde tuvo lugar la reunión, a la que solo se ausentó el presidente catalán, Quim Torra, a pesar de que la norteña Cataluña es una de las regiones más golpeadas por los rebrotes de coronavirus.
“Lo mismo que pedimos a Europa para que el mercado único no implicara una quiebra entre ricos y pobres, tenemos que hacer lo propio en el país; que no haya Comunidades (regiones) de primera y de segunda, y nivelar con las mismas oportunidades”, añadió Sánchez.
Torra y el Lehendakari (jefe de gobierno vasco) Iñigo Urkullu amenazaron con no participar de la reunión, pero el dirigente nacionalista vasco cambió de idea a último momento tras llegar a un acuerdo con Sánchez sobre el objetivo de déficit y la capacidad de endeudamiento del País Vasco, unas de las zonas industriales más importantes de España.
El líder independentista catalán, por su parte, se había excusado de participar en una carta en la que criticó la presencia del rey Felipe VI – diciendo que no contribuiría a “blanquear” la imagen de la monarquía en pleno escándalo de corrupción de rey emérito Juan Carlos I- y por considerar que este tipo de encuentros son poco útiles mientras la situación sanitaria de Cataluña requiere “toda su atención”.
“Ahora es momento de trabajar, no de fotografías”, escribió Torra, cuya ausencia coincide también con una nueva escalada de tensión con el Ejecutivo central tras la suspensión del régimen de semilibertad de la mayoría de los líderes políticos independentistas condenado por el fallido intento de secesión de 2017.