El Bohemio venció 1 a 0 Juventud Unida de San Luis con gol de Federico Paz en el arranque del partido y ahora está lejos del descenso y quinto en la tabla de posiciones.

Hay triunfos que sirven y se multiplican en todo sentido. En lo anímico, en la tabla y en lo emocional. Peñarol le ganó a Juventud Unida por la mínima y se acomodó en la tabla de posiciones del grupo B del Torneo Federal.

Cuando a las cinco de la tarde el termómetro marcaba 36 grados a la sombra, el Bohemio movía la pelota y empezaba a buscar el triunfo.

No pasó mucho tiempo para que llegara la apertura del marcador. Federico Paz que estaba en el área logró capitalizar la buena jugada de Alan Cantero y la empujó para abrir el partido.
Ese gol tempranero ayudó y mucho porque entregó tranquilidad para manejar los siguientes minutos y el ritmo del juego.

El calor fue un factor importante para el partido, Juventud golpeado por el gol y tener que remar contra la temperatura se vio shoqueado en el primer cuarto de hora.

El Bohemio aceleró pero eso no significó que creará peligro. Trasladaba bien y por las bandas también llegaba pero en los metros finales no podía capitalizar lo que intentaba.

Pasado los 20 minutos Carlos Biasotti tuvo acción cuando la Juve llegó con Damián Hoyos pero como siempre el arquero responde.

El control de la pelota ya era mas repartido en la ultima parte del primer tiempo y entonces el Bohemio ya no fue el mismo, aunque tuvo una opción con Rebeco que jugó mas adelantado.
Para el complemento, el partido se hizo mas friccionado y entonces Peñarol empezó a sufrir la escasa diferencia. La Juve se adelantó y se mostró mas ambicioso. Los centros empezaron a llover sobre el área sanjuanina y en cada uno de ellos el corazón se aceleraba.
Alan Cantero tuvo la opción mas clara para aumentar el marcador pero increíblemente el delantero resolvió mal la jugada.

Bove movió el banco y el equipo se volvió a acomodar y los minutos logró controlarlos bien Peñarol para cerrar el partido victorioso y sumar la tercera alegría al hilo.

Lo que parecía lejano en el comienzo del Torneo, hoy a un par de fechas de que se termine la primera rueda Peñarol está quinto en la tabla, alejado del descenso y cerca de la clasificación. Y eso es motivo para celebrar en Chimbas.