La actual campeona Gallo de la FIB se tomó revancha y venció cómodamente por puntos 99-91, 97-93 y 98-92 a la jujeña Cardozo. La sanjuanina ganó su quinta defensa consecutiva y sigue siendo la reina del ring.

 

 

 

 

Sólida. Contundente. Efectiva. Eléctrica en el cuadrilátero. Sus entrenamientos en Buenos Aires la cambiaron. Está más armada, mejor física y técnicamente.
Ganó la pelea de rincón a rincón. Dominó todos los asaltos ante una inofensiva retadora, que solo se dedicó a retroceder y defenderse. No estuvo a la altura.
Tras el fallo la campeona no podía ni hablar “estoy difónica, no doy más”, largó entre risas.
La actual campeona del mundo categoría Gallo de la FIB, Cecilia Román (36 años) retuvo el cinturón tras vencer en las tarjetas 99-91 (juez Alvarado), 97-93 (Jara) y 98-92 (Savino) a la jujeña Cardozo. La profesora de Educación Física se tomó revancha, ya que en abril y julio de 2014 perdió las dos veces que enfrentó a la “Zorrita” en Malvinas Argentinas. Claro en aquella oportunidad no estaba en juego ningún título.
Noche perfecta para la sanjuanina que mostró su evolución arriba del ring. Es más si se animaba ganaba por nocaut, pero manejó el combate con sus tiempos y retuvo por quinta vez el título del mundo.
Román suma 13 peleas ganadas, 1 empate y solo 4 derrotas.
En el primer asalto Román salió as buscar con todo a Cardozo. La sanjuanina se mostró rápida de piernas y muy dinámica. Decidida a buscar la pelea.
En el segundo el combate fue eléctrico, porque Cardozo esperó y ante la movilidad de la “Ceci” no pudo contestar cada golpe de la campeona.
En el tercer round Román empezó a conectar sus golpes en el rostro dela jujeña. Metió un yab de lleno y luego una derecha baja que la hizo tambalear. La “Zorrita” no tuvo respuestas ante los ataques de Roman.
En el siguiente la profesora tiró golpes combinados, a los que le faltaron potencia y claridad para ser mas profundos.
Román logró meter un derechazo abajo y un zurdazo arriba, que fueron dañando la nariz de la retadora. Los golpes de la jujeña eran débiles, recibía más de lo que tiraba.
Lenta de piernas y brazos, pero dura parta aguantar las embestidas de la cOronan que no paraba de bailar en el ring.
En el sexto la púgil local metió dos derechazos letales, arriba y abajo, que aflojaron las piernas de Cardozo.
A partir de ahí la retadora se dedicó a retroceder y tratar de tirar para alejar a Cecilia, que estaba endiablada y con el cuchillo entre los dientes. Quería más, el nocaut.
En el octavo la sanjuanina siguió dominando el cuadrilátero y Cardozo trató de sacar sus manos.
A la pelea le faltó brillo y agresividad. Recién en el último round La Zorrita  logró entrar en el rostro de Román que terminó la pelea intacta.
Román ganó con personalidad y sigue siendo la reina del ring en la categoría Gallo de la FIB.