El famoso tenor español Plácido Domingo se defendió de las acusaciones de acoso sexual de varias mujeres, tras lo cual la Ópera de Los Ángeles, de la que es director, anunció que investigará las “preocupantes” denuncias.
En tanto, otra institución musical se apresuró a retirarle una invitación a actuar.
En una investigación publicada la noche del lunes por Associated Press, nueve mujeres acusan a Domingo, considerado el más importante artista lírico vivo, de haber usado su posición de poder para presionarlas a relacionarse íntimamente con él.

Ocho cantantes líricas y una bailarina, una sola de las cuales aceptó identificarse, dijeron a la agencia de noticias estadounidense que fueron acosadas sexualmente en incidentes que se remontan a la década de 1980.

Una de ellas sostiene que el músico le metió la mano bajo su falda, otras tres que las besó de manera forzada. Todas mencionan gestos inapropiados, mientras que decenas de entrevistados aseguran que fueron testigos de esos comportamientos.

Cuando ocurrieron los supuestos hechos, todas las denunciantes eran jóvenes y estaban en los inicios de sus carreras. Siete de ellas dijeron que sus trayectorias se vieron afectadas por rechazar los avances del famoso tenor.

“Las acusaciones de estas personas anónimas que se remontan incluso a tres décadas son profundamente preocupantes y, tal como se presentan, inexactas”, dijo Domingo, de 78 años, quien ejerce como director y gerente general de la Ópera de Los Ángeles, en California, en un comunicado enviado por su agente.

“Sin embargo, es doloroso escuchar que pude molestar o avergonzar a alguien, incluso si fue hace mucho tiempo y a pesar de mis intenciones”, dice el tenor, quien es casado desde hace mucho tiempo