“O que arde”, un film sobre el ambivalente vínculo entre el hombre y la naturaleza, obtuvo el Astor de Oro al Mejor Largometraje de la Competencia Internacional del Festival de Cine de Mar del Plata, que culminó este domingo. Acciones, rituales y sentimientos, unidos por la fuerza del fuego, caracterizan la película de Oliver Laxe, una coproducción entre Francia, Luxemburgo y España.

El film también recibió un Astor de Plata al Mejor Guión, escrito por Laxe y Santiago Fillol, y el premio a Mejor Película de la Asociación de Cronistas Cinematográficos de la Argentina. En tanto, el Astor de Plata al Mejor Director (ex aequo) fue para el portugués Pedro Costa, por “Vitalina Varela” y la alemana Angela Schanelec por “I Was at Home, But”.
El premio a la Mejor Película de la Competencia latinoamericana también fue compartido: entre “A febre”, de la brasileña Maya Da-Rin, y “Nunca sabía al Provincia”, del chileno Ignacio AgUero.
Mientras que “Vendrá la muerte y tendrá tus ojos”, del chileno José Luis Torres Leiva, recibió una mención especial.
El film de Da-Rin, también obtuvo el Premio Jurado de Crítica Joven (junto a la Carrera de Crítica de la Universidad del Cine – FUC), como Mejor Ópera Prima Internacional. “Plano controle”, de la brasileña Juliana Antunes, se consagró como el Mejor Cortometraje de la Competencia Latinoamericana.
El premio a Mejor Película de la Competencia Argentina recayó en “Angélica”, de Delfina Castagnino, mientras que “Hogar”, de Maura Delpero, obtuvo una Mención Especial del Jurado.
“Playback. Ensayo de una despedida”, de la argentina Agustina Comedi, se consagró como el Mejor Cortometraje y “Las poetas visitan a Juana Bignozzi”, de Laura Citarella y Mercedes Halfon, fueron galardonadas con el Premio Martínez Suárez al Mejor Director Argentino, creado en honor del presidente del festival, fallecido en agosto pasado.
La argentina Liliana Juárez se consagró como Mejor Actriz por su papel en el film “Planta Permanente”, de Ezequiel Raduzky, una pintura sobre el delicado equilibrio del trabajo en las dependencias estatales.
Por su parte, Ventura, por “Vitalina Varela” se llevó el premio a Mejor Actor.
El público, que votó a la salida de todas la proyecciones, también otorgó su veredicto y consagró como Mejor Película de la Competencia Internacional al film “A vida invisível”, del brasileño Karim Aïnouz.
El jurado de la Competencia de Estados Alterados, sección donde se encuentran muchas de las propuestas novedosas del festival, consagró como Mejor Película a “L’île aux Oiseaux”, de Maya Kosa y Sergio Da Costa y otorgó una Mención Especial a “Longa noite”, de Eloy Enciso.
La 34ta edición del único festival clase “A” de América Latina, estuvo signado por diversos homenajes a quien fuera su presidente durante durante más de una década, José Martínez Suárez, fallecido este año.
También se destacó la segunda edición del Foro de Cine y Perspectiva de género, en el que se debatió sobre el abordaje de la figura femenina en el cine y el espacio reservado a las mujeres en una industria tradicionalmente masculina.
Algo que desafió la programación de este año, dirigida por Cecilia Barrionuevo, que incluyó una notable cantidad de realizadoras en las competencias: solo en la argentina, de once películas, ocho estaban firmadas por mujeres.
El final fue a toda fiesta con la esperada proyección de lo nuevo de Martin Scorsese, “El irlandés”, protagonizado por Robert De Niro y Al Pacino. Fue una de las pocas ocasiones para ver en pantalla grande el film, que se exhibirá en un reducido puñado de salas en Argentina, antes de su llegada a Netflix a fin de mes.

Fuente: ANSA