El Arzobispo de San Juan está en Roma para encontrarse hoy con el papa Francisco.

Monseñor Jorge Lozano, Arzobispo de SanJuan, presidió ayer la Santa Misa en la Basílica San Juan de Letrán concelebrada por los demás obispos de este tercer grupo que provienen de la Región NOA, Centro, Patagonia y Cuyo.

Lozano, se refirió al templo como esta “Archibasílica Papal del Santísimo Salvador del Mundo y de los Santos Juan Bautista y Juan Evangelista en Letrán” cuyo título honorífico le consigna como “Madre y cabeza de todas las Iglesias de la ciudad de Roma y de toda la tierra”.

Tras señalar que “la Iglesia hizo un discernimiento de las respuestas que debía dar, no siempre acertando, indicó que “equivocó cuando buscó más el brillo del poder que la luz de la Verdad. Ser parte de las ambiciones económicas expansionistas más que el amor a Dios.
Al referirse a la presencia de los obispos en Roma dijo que “no estamos en un museo, nosotros, pastores sucesores de los Apóstoles”, al subrayar que “estamos como peregrinos”.

Lozano sostuvo que “estamos hoy en un cambio de época que nos exige un discernimiento acerca de nuestra vida personal y comunitaria. Podemos equivocarnos, como otras veces ha sucedido a lo largo de la historia”, agregó en su predicación.

El arzobispo también comentó que la basílica San Juan de Letrán, es el Templo más antiguo del culto público del cristianismo. Estos lugares Santos nos predican por medio de su arquitectura, su belleza y su historia.

Terminado el tiempo de la persecución los cristianos dejaban el refugio y anonimato de las catacumbas, la clandestinidad, el esconderse, los lugares reducidos y conocidos sólo por unos pocos, la humildad y debilidad de la minoría amenazada.

Ad límina
El tercero y último grupo de obispos argentinos , que integran el obispo sanjuanino Jorge Lozano , inició el domingo la visita ad limina a Roma, en la que peregrinarán a las tumbas de San Pedro y San Pablo, recorrerán dicasterios vaticanos y presentarán informes de la realidad pastoral de cada diócesis, además de mantener una audiencia con el papa Francisco, prevista para el jueves 16 de mayo.

La última visita de estas características se llevó a cabo en 2009. Diez años después se vuelve a realizar, esta vez con Francisco como pontífice.

Los obispos se dividieron en tres grupos, por regiones pastorales. Los prelados de las regiones NEA (Nordeste Argentino), Platense y Litoral lo hicieron del 28 de abril al 4 de mayo, mientras que el segundo grupo, de la región Bonaerense, finalizó el lunes esa instancia, que había iniciado el 5 de mayo.

El tercer y último grupo esta en Roma hasta el próximo sábado y lo conforman los obispos de las regiones Patagonia, Centro, Cuyo y NOA (Noroeste Argentino).

Por la región de Cuyo están presentes José María Arancibia (emérito de Mendoza), Marcelo Daniel Colombo (Mendoza), Alfonso Delgado (emérito de San Juan de Cuyo), Jorge Eduardo Lozano (San Juan de Cuyo), Pedro Daniel Martínez Perea (San Luis), Marcelo Fabián Mazzitelli (auxiliar de Mendoza) y Eduardo María Taussig (San Rafael).