El Ministerio de Desarrollo Humano, informó que ya no son albergues a puertas abiertas

De acuerdo a lo que se informó desde el Ministerio de Desarrollo Humano, en la actualidad hay más de 75 personas que estaban en situación de calle viviendo en lo que eran los refugios de contención. Estos se han convertido en hogares cerrados.
Al dar detalles de las actividades que se están desarrollando, Cristian Morales, Subsecretario de Abordaje Territorial afirmó que “en conjunto con la Secretaria de Seguridad de la provincia y de la dirección de Emergencia Social del Ministerio, se hizo un rastrillaje de las zonas comprendidas del Gran San Juan y también se le pidió a los intendentes que hagan lo mismo a los efectos de localizar y refugiar a las personas que están en situación de calle”.
“Es por esto que tenemos alrededor de 75 personas alojadas en distintos albergues de varones y mujeres los cuales han sido acondicionados en cuanto a infraestructura de camas, sillas, mesas y todos los servicios que brindan estos refugios. También se han amoldado a un régimen nuevo que ya no es el refugio a puertas abiertas sino que se transformaron en hogares de puertas cerradas, donde estas personas que están dentro de estas instituciones estatales no pueden salir dado el decreto presidencial que rige de aislamiento obligatorio y preventivo”.
En ese sentido afirmó que “de esa forma les estamos dando cobertura a muchas personas”.
De acuerdo a lo que se informó, en el Refugio Papa Francisco se encuentran albergados 40 hombres, en el Teresa de Calcuta -dependiente de la Dirección de la Niñez- hay 17 personas y en el hogar Eva Perón se encuentran albergadas 9 mujeres.
Respecto a situación en el Hogar Papa Francisco, “los tenemos en el lugar y permite que tengan sus cuatro comidas, se está trabajando en la instalación de un espacio de recreación, ya tienen juegos didácticos, de mesa, televisión y todo lo que haga mas llevadero el tiempo en esta etapa”.
En tanto que en el Hogar Eva Perón, donde habitualmente se les da albergue a mujeres víctimas de violencia de género, “se encuentran 9 mujeres. Al lugar se lo ha reacondicionado y se está compartiendo ese lugar”.
Consultado sobre las labores que se están haciendo en la contención de personas en el Refugio Teresa de Calcuta, el director de Niñez, Carlos Olivera afirmó que “nosotros tenemos 17 personas en el hogar. A ellos los visitamos todos los días. Para su contención se les ha dispuesto de juegos y entretenimientos. También ellos son los encargados de la limpieza de las habitaciones, el salón principal y la parte externa. Con esto los tenemos entretenidos haciendo cosas”, detalló Olivera.
Morales remarcó que a los efectos de la contención de las personas en estos lugares se ha dispuesto de profesionales de la psicología que los escuchen. También se hizo de un trabajo importante en lo que tiene que ver con el acondicionamiento de estos espacios en lo que tiene que ver con la recreación.
Además explicó que “también se cuenta con la colaboración de gente de la Secretaría de Seguridad que cuida que se respeten los protocolos y que también nadie salga a la calle”.

Los cuidados para la niñez
El doctor Carlos Olivera, director de Niñez, Adolescencia y Familia, explicó que tareas se hacen en su área para la contención de chicos que están a cargo del Estado. “La labor que tenemos tiene que ver con las 13 residencias de niños que tenemos en toda la provincia”. Vale marcar que en la órbita de la Dirección de Niñez, hay alrededor de 80 menores que se encuentran contenidos.
Respecto al trabajo que se tiene que hacer afirmó que “no nos afecta el andamiaje de trabajo, solo tenemos que asegurarnos de que lleguen los elementos de limpieza, higiene y comida, pero de la misma manera que lo venimos haciendo”. De todos modos explicó que “si se ha trabajado desde el punto de vista de la contención y de explicarles a los chicos y a las chicas los riesgos que implican salir”. Agregó que “le vamos a poner Internet a las 13 residencias para que puedan estar un poco más contenidos. También se les ha permitido el participar y actuar en juegos de mesa. Lo que se pretende es tener internet para que los chicos puedan bajar los contenidos que se envían desde el Ministerio de Educación”.
También manifestó que “ante la posibilidad de que se complique esta situación se está equipando todo para tener la capacidad de 130 camas para contener a más chicos”.
Olivera explicó que “se arbitró el cuidado de las cuidadoras de cada una de las residencias, se les dio una credencial desde Desarrollo que las habilita”.
En ese sentido manifestó que “también se ha trabajado en la contención de cada uno de los menores que se encuentran en el Nazario Benavidez”.
Respecto a la presencia de menores en las calles haciendo algún tipo de actividad afirmó que “luego de la implementación del Programa Niñez en Familia, el número de chicos en las calles disminuyó de manera drástica. En su momento cuando había actividad comercial, la presencia física de un operador territorial en la calle alertaba a estas chicos y padres que podían ser abordados y entrevistados y que eran sujetos de una contravención”. Agregó que “la presencia restante es nula a partir del cierre de los cafés por la cuarentena”