Emoción gigante

PARETO PERDIÓ Y SE RETIRÓ

281

La judoca argentina, “La Peque” cayó en el repechaje por la medalla de bronce, se despidió de Tokio 2020 y cerró su exitosa carrera entre lágrimas. Después en la Villa Olímpica, hubo una emotiva despedida de los deportistas nacionales.

 

 

La historia a seguir del Día 1 en Tokio 2020 fue la de Paula Pareto. La argentina de 35 años emocionó a todos con su retiro del judo tras quedar eliminada en los cuartos de final y caer en el repechaje de los Juegos Olímpicos. Se despide del deporte con una carrera marcada por la medalla obtenida en Río 2016 y el bronce de Pekín 2008. Pareto es todo una leyenda, pero no solo en lo deportivo. Además de ser la primera mujer en ganar una medalla de oro para la Argentina en unos Juegos Olímpicos, es médica en ejercicio, con especialización en ortopedia y traumatología. Su vida la dividió en dos y alcanzó los objetivos que se propuso, aunque no fue fácil.
La pandemia de coronavirus, que se hizo sentir en el país desde 2020, le complicó sus planes para llegar en óptimas condiciones a Tokio, sus cuartos Juegos Olímpicos (hay que sumar Londres 2012, donde consiguió un diploma). La Peque de San Fernando vivió mal la incertidumbre de si se hacía el evento o no.
“La verdad es que fue una situación medio complicada. El hecho de que se hayan postergado los Juegos como atleta me dolió un montón y no quería que pasara, pero como médica y como persona era lógico. Era imposible hacer un Juego Olímpico en las condiciones que había el año pasado”, le contó a Infobae.
No obstante, eso no hizo que claudicara. En este Día 1 puso toda su ilusión en su debut en la categoría de -48 kilos. Se tuvo fe, pero fue más allá del logro deportivo, y vaya si cumplió… “Espero lo que espero en cualquier competencia. Dar lo mejor de mí. Poner el 100 por ciento, en este todo, todo, todo… Porque ya ahí dejo mi cuerpo, mi alma y mi vida. Y después, el resultado ya es anecdótico”, había dicho.
Su futuro después de los Juegos Olímpicos en Tokio siempre estuvo claro para ella. “Después de Tokio, yo siempre dije que me retiraba. Con 35 años, y con el cuerpo que me pide pista para retirarse dignamente, ya creo que viene mucha explosión por la parte médica”, había sostenido. Igual, la Peque tuvo su premio en la ceremonia de premiación: fue la elegida para representar al continente americano a la hora de llevar la Bandera Olímpica previo a el encendido del pebetero. Reconocimiento más que merecido para la atleta argentina.
La Peque quedó eliminado y luego de la derrota emocionó a todos con su retiro final.