Casinos. En las 6 salas que tiene San Juan ya no hay tantas filas afuera, porque los locales aumentaron la capacidad.

La reapertura de la Industria del Juego tuvo mucha demanda en San Juan. Los jugadores hicieron largas colas en el ingreso para esperar su turno.
Luego de una semana, Salud Público dio el ok para que los casinos aumenten su capacidad en un 30%; dependiendo el espacio físico de cada local.
Por ejemplo el casino Del Bono Park, el más amplio de todos, comenzó con 10 personas y con esta medida su capacidad máxima pasó a 13. Mientras que el bingo (Calle Mendoza y Mitre) pasó de 38 a 50.
En cuanto a los controles en el ingreso, ningún apostador presentó síntoma de coronavirus en estos 11 días, sí hubo personas que se olvidaron el barbijo y no pudieron entrar.
En cuanto a la atención, el horario no varió y seguirá de 10 a 00 todos los días.
Las salas de juego en San Juan reabrieron el 1 de julio con un protocolo inspirado en el “Las Vegas”.
Algunos puntos claves: Uso obligatorio de barbijo, jugador que no esté jugando se deberá retirar de la sala, las máquinas están separadas por acrílicos y/o distancia física de dos metros. Además los juegos de paño (ruleta y cartas) y el bar aún no se han habilitado.