Aseguran que hacer ejercicio no ayuda a adelgazar

¿Fin de un mito?

0
115
Un especialista dijo que compensar el exceso de comida con actividad física no provoca pérdida de peso porque consume pocas grasas y calorías.

Compensar el exceso de comida con actividad física no provoca pérdida de peso, dado que correr o practicar deportes consume muy pocas grasas y calorías del organismo, advirtió el médico Jorge Pujol.Pujol advirtió que “el cuerpo humano tiene una gran capacidad de reservas que no dependen de la alimentación y son usadas por la actividad física”. En ese sentido, añadió, “con una hora de actividad física se puede llegar a gastar como máximo 400 calorías, cuando generalmente un plato de comida tiene 600 calorías y un desayuno común alcanza las 500. No es una compensación tan exacta”.

Pujol detalló que “el músculo utiliza una ‘nafta’ muy valiosa llamada ATP (adenosín trifosfato), la cual surge de la glucosa. Cuando corremos o hacemos actividad física, momento en que nuestro corazón late entre 60 y 140 latidos por minuto, hay posibilidades que el músculo utilice esa glucosa con oxígeno y se produzca la metabolización aeróbica, en la que cada molécula de glucosa produce 32 moléculas de ATP. Cuando entrás en actividad anaeróbica (entrenamiento muscular), ya no hay posibilidades que el oxígeno entre al metabolismo, entonces se produce el metabolismo anaeróbico, es decir que cada molécula de glucosa produce siete moléculas de ATP”.

“Esta famosa regla del ejercicio aeróbico y anaeróbico permite saber que los anaeróbicos o subaeróbicos son los realmente van a consumir grasa o mayor cantidad de calorías. Por el contrario, en la actividad aeróbica pura, como salir a correr o practicar deportes, el consumo es realmente muy bajo”, añadió en su columna en el programa Cambio de Aire, de MDZ Radio,

El especialista indicó que hay que desmitificar al deporte como una herramienta de adelgazamiento, pero aclaró que “el deporte es muy bueno para el entrenamiento cardiovascular, el corazón, los músculos, el hígado e incluso el cerebro”. Pero reiteró que “no se debe asociar la actividad deportiva con la obesidad”.

“Muchas veces torturamos a los obesos diciéndoles que no bajan de peso porque no hacen gimnasia, y en general ellos son poco activos o amigos de la actividad física. Lo que hay que tratar es de ayudarlos a que comprendan que cada diez elementos para adelgazar, nueve son dieta y uno es actividad física, preocupándose más de qué entra a la boca por lo que se gasta a través de los músculos”, sintetizó.